miércoles, 20 de marzo de 2013

El cerdito salvavidas





Cerditos de recambio.... Todos son pocos




Cuando estás al tanto de lo que ocurre en un lugar remoto, en un campo de refugiados, sufres mucho.

En este caso no puedes apagar la televisión para salvarte de la imagen del dolor, la guerra, el hambre....

Les tienes presentes como si de tu familia se tratara. Una familia que sabes que malvive entre la carencia y el exilio. Y eso duele profundamente.

Y te sublevas contra el destino, que por si no tuvieran bastante, les sale al encuentro con enfermedades para las que no tienen remedios.

Gente jóven, en edad de no marcharse y que se va así en un plis plas, sin que podamos hacer casi nada los que tanto les queremos.

Y qué alegría nos llevamos con muy poco. Sólo con haber encontrado a alguien que va a viajar hasta ellos y les va a llevar todo lo que puedes enviarles y que te gustaría que fuera mucho más.

Pero no están los tiempos para colectas por los parias de lejos... Aquí también hay mucha gente necesitada. 

Es preferible actuar sin que tu mano izquierda sepa lo que hace la derecha. Romper el cerdito sin hacer ruido, porque si no, te llevas alguna que otra puya verbal de la gente insensible.

Nadie te quita la rabia y la impotencia, pero al menos hoy puedes dormir un poco mejor. Porque sabes que alguien que se revuelve de dolor, al menos tendrá un poco de alivio y tal vez también pueda conciliar el sueño.

No sé si rezarle a su Dios, al mío o a ambos, porque si ellos no lo remedian, mi mano izquierda no alcanza para llevar el tratamiento de quimioterapia a ese desierto pedregoso al que no llegan ni el agua corriente ni la luz eléctrica.

Sin fronteras, todo sería más fácil.

18 comentarios:

  1. creo que la corrupción y la falta de valores convierte la necesidad de las personas en tragedias, y me refiero a los gobernantes que reciben nuestros impuestos para solucionar esos problemas como salud, educación y viviendas...
    es triste pero real, saludos Campanilla

    ResponderEliminar
  2. Siempre es mejor que la mano derecha no sepa lo que hace la izquierda. A lo mejor terminan facilitándose el trabajo entre ellas.

    ResponderEliminar
  3. El mundo te debe mucho, Campanilla.
    bssoss

    ResponderEliminar
  4. Buenas y sentidas palabras, me ha gustado leerte.
    Yo solo puedo añadir que los gobernantes son el excremento de la paz.

    Un beso

    ResponderEliminar
  5. Son muchos los que sufren, quizá más de lo que la imaginación permite abarcar. Lo tremendo es que los ue tienen un cerdito no dudan en cederlo y quienes son los responsables de tanta desigualdad, ni se inmutan.
    Abrazo.

    ResponderEliminar
  6. Desde luego deberíamos de borrar alguna frontera..... Desde luego deberíamos acorgtar las desigualdades. Desde luego el mundo debería de ser mejor, desde luego puede serlo.... con gente como tú seguro que poquito a poco, paso a pasito lo iremos consiguiendo

    ResponderEliminar


  7. Hoy han caído perlas de rocío en la ventana de la esperanza,

    Esas perlas son la salud, la paz, el amor y la felicidad

    Y quisiera contigo y mi cariño compartirlas…

    Para disfrutar del fin semana en armonía y con alegría!!

    ❤ ♫ ❤ ♫ ❤ ♫ ❤

    Atte.
    María Del Carmen


    ResponderEliminar
  8. hola bonita ...gracias por tu amistad y tus visitas yo vengo muy contenta a verte ...hoy me he hecho seguidora de tu blog ,no se si ya lo era pero es igual me ha cojido bien
    besitosssssssssssssssssssssssss
    Marina

    ResponderEliminar
  9. Muy buena reflexión, cada día todo es más complicado, cada día hacen falta más cerditos para tirar hacia adelante...

    Agradezco tu amabilidad en tu comentario sobre las acuarelas que hiciste en mi otro blog hace unos días

    Saludos y buen fin de semana

    ResponderEliminar
  10. Ojalá estuviera en nuestra mano ayudar a tantos. Un beso.

    ResponderEliminar
  11. El saber darse no es para todos....lamentablemente.

    Pase a saludarte y dejarte estos sentires propios no solo de Semana Santa sino de todas las semanas del año.

    Cariños
    ..................
    Pensamiento de la semana:

    Toma una sonrisa,
    regálala a quien nunca la ha tenido.

    Toma un rayo de sol,
    hazlo volar allá en donde reina la noche.

    Descubre una fuente,
    haz bañar a quien vive en el barro.

    Toma una lágrima,
    ponla en el rostro de quien nunca ha llorado.

    Toma la valentía,
    ponla en el ánimo de quien no sabe luchar.

    Descubre la vida,
    nárrala a quien no sabe entenderla.

    Toma la esperanza,
    y vive en su luz.

    Toma la bondad,
    y dónala a quien no sabe donar.

    Descubre el "amor",
    y hazlo conocer al mundo.

    (Mahatma Gandhi)

    ResponderEliminar
  12. Que triste amiga tantas desgracias que pasan en el mundo, ojala uno pudiera hacer algo para terminar con la miseria de tantos seres.

    Gracias amiga por tu bello comentario así es amiga la eh pasado muy mal, aparte de perder a mi esposo mi padre se a portado muy mal conmigo, igual que toda la familia, un día discutí con mi padre que a pesar de su avanzada edad esta muy lucido, y se creía el dueño de casa dando ordenes que no le pertenecían, me prohibía salir, y recibir gente en mi casa perdí a mis pocas amigas que tenia por el, hasta que un día que me hizo sentir tan mal, le dije todo lo que le había querido decir hace mucho y por respeto no lo hacía, le dije que estaba cansada de dedicarle mi vida a alguien como el que no agradecía nada y que no tenía ningún derecho a meterse en mi vida, le dije que lo cuidaba por la promesa que le hice a mi madre y por lástima por su vejes y el era un mal agradecido que ni siquiera me respetaba, eso me sirvió amiga para, despegar y pensar más en mi, eh vuelto a mi trabajo aunque tengo que seguir cuidando pero ya no le dedicaré todo mi tiempo, gracias amiga por estar siempre te quiero mucho te respondí el mensaje ojala lo puedas leer en mi blog.

    Besitos de luz que tengas un hermoso fin de semana.

    ResponderEliminar
  13. Hola Campanilla, que buena la reflexión que has compartido. Lamentablemente hay dolor en muchas partes del mundo y situaciones tan terribles que cuesta incluso llegar a imaginar. Estoy de acuerdo contigo en que no podemos hacer la vista gorda frente a una cruda realidad. Personalmente soy de la idea de que siempre se puede ayudar, y si no puedes mandar ayuda al otro lado del mundo, a la vuelta de la esquina puede haber alguna familia que necesite de alimentos o ropa para hacerle frente al frío. ¡No hay excusas! Y todo sirve, aunque sea un granito de arena. Un gusto pasar a saludarte. Como siempre te espero en mi Espejo del Alma o en mi otro blog, que no recuerdo si has estado por allá jeje Besitos!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola otra vez!! no me aparece tu ícono en el recuadro de amigos seguidores =( Que extraño. Al entrar te pide correo de google y la contraseña. Debería funcionar!! Espero que puedas, sino de todas formas yo vendré a visitarte y estaremos en contacto! Besitos para ti y feliz fin de semana!!

      Eliminar
  14. Si cada uno rompiera su cerdito... Si cada uno se decidiera a llenarlo un poco más... Nos vendría bien ponernos el termómetro de la generosidad para saber cómo andamos de amor y cuáles son nuestras prioridades. Un post para despertar conciencias, Campanilla. Eres muy buena gente. Un beso, hermosa.

    ResponderEliminar
  15. Sin fronteras todo debería ser mas fácil, y ademas están las fronteras que nos imponen, el poder para no llegar mas allá de tu cuadra, limites que enriquecen a unos pocos y dividen mas.

    Un abrazo :)

    ResponderEliminar
  16. Campanilla,ese cerdito lo rompemos muchas veces y a escondidas para que nadie se entere...Es un alivio sentir que podemos hacer algo por cercanos y lejanos,es un alivio.
    Mi gratitud por tu cercanía y mi abrazo siempre,compañera y amiga.
    M.Jesús

    ResponderEliminar

Gracias por dejarme tu aleteo...